< Inicio
< Atrás

Palabra Obrera Nº 65

Palabra Obrera N° 64

Palabra Obrera Nº 63

Palabra Obrera Nº 62

Palabra Obrera Nº 61

Palabra Obrera Nº 60

Palabra Obrera Nº 59

Palabra Obrera Nº 58

Palabra Obrera Nº 57

Palabra Obrera Nº 56

Palabra Obrera Nº 55

Palabra Obrera Nº 54

Palabra Obrera Nº 53

Palabra Obrera Nº 52

Palabra Obrera Nº 50

Palabra Obrera Nº 49

Palabra Obrera Nº 48

Palabra Obrera Nº 45

Palabra Obrera Nº 44

Palabra Obrera Nº 43

Palabra Obrera Nº 42

Palabra Obrera Nº 41

Palabra Obrera Nº 40

Palabra Obrera Nº 39

Palabra Obrera Nº 38

Palabra Obrera Nº 37

Palabra Obrera Nº 36

Palabra Obrera Nº 35

Palabra Obrera Nº 34

Palabra Obrera Nº 33

Palabra Obrera Nº 32

Palabra Obrera N° 31

Palabra Obrera N° 30

Palabra Obrera Nº 29

Palabra Obrera Nº 28

Palabra Obrera N° 27

Palabra Obrera N° 26

Palabra Obrera N° 25

Palabra Obrera N° 24

Palabra Obrera Nº 23

Palabra Obrera Nº 22

Palabra Obrera Nº 21

Palabra Obrera Nº 20

Palabra Obrera Nº 19

Palabra Obrera Nº 18

PALABRA OBRERA Nº 17

PALABRA OBRERA Nº 16

Palabra Obrera Nº 15

Palabra Obrera Nº 14

Palabra Obrera Nº 13

Palabra Obrera Nº 12

Palabra Obrera Nº 11

Palabra Obrera N° 9

Palabra Obrera - Boletín Especial - junio 2005

Palabra Obrera Nº 8

Palabra Obrera Nº 7

Ediciones Anteriores
Revista Los Andes
Tesis Fundacionales
Anterior página web


¡Viva la lucha del pueblo de Camiri!

 

EL PUEBLO DE CAMIRI inició el 26 de marzo una huelga general indefinida con bloqueo de caminos, pese a la represión policial con decenas de heridos. En su pronunciamiento del 31 de marzo, el Comité de Huelga de Camiri convocó “a las fuerzas sociales de la ciudad de El Alto, La Paz, Cochabamba, Potosí, Huanuni, Siglo XX, Santa Cruz y del país en su conjunto, a sumarse a sus movilizaciones e iniciar una gran Huelga Nacional las próximas semanas para retomar la traicionada “Agenda de Octubre”. El conflicto- que sigue al cierre de esta edición- reclama el cumplimiento de los compromisos que el gobierno de Evo Morales firmó en febrero de 2007, luego de 8 días de intensas movilizaciones. Entre otras demandas progresivas, los camireños exigen:


Revertir varios campos de la zona hoy entregados a transnacionales para su manejo por un YPFB refundado.

Que se constituya en la ciudad la Gerencia Nacional de Gas

La construcción de una planta separadora de líquidos que impediría que Petrobras se apropie gratis de 500 millones de dólares en líquidos, y producirá fertilizantes, polietileno y GLP.

La creación de 800 puestos de trabajo petroleros en la zona.

Por la verdadera naciona-lización de Andina, Chaco Transredes y otras, que incumplieron inversiones, evadieron impuestos, contrabandearon producción y estafaron al país.

Fuera las transnacionales petroleras de la región.
El Comité de Huelga critica la política petrolera de falsas “nacionalizaciones” del gobierno de Evo Morales, denunciando que para mantener la colaboración con las transnacionales, oculta “bajo siete llaves” las auditorías que demuestran las irregularidades cometidas por REPSOL-YPF, Petrobras, etc.

Al mismo tiempo, denuncia que “El noble propósito del pueblo camireño tampoco fue tomado en cuenta por las autoridades y cívicos de la capital cruceña, que pelean con el gobierno por el Impuesto Directo a los Hidrocarburos (IDH), un monto aproximado de 200 millones de dólares, cuando Petrobras sigue endosando 500 millones de dólares a sus cuentas sin pagar nada al país, debido a la falta de una Planta separadora de líquidos. Ahora Costas y Marínkovic, además del conservador PODEMOS de Jorge Quiroga Ramírez, quieren aprovechar la oportunidad para dirigir a la opinión ciudadana. Los primeros para inclinarla a favor del referéndum sobre sus estatutos autonómicos y sus demandas de poder; los segundos para ganar un poco de espacio político en su depauperada carrera por la presidencia. Ambos son parte del mismo poder transnacional y dirigido desde Estados Unidos.”
Hasta ahora el gobierno se niega a aceptar las demandas de Camiri, puesto que chocan con su política, que debajo del discurso "nacionalizador" apuesta al entendimiento y asociación con las petroleras y en particular, a una "alianza estratégica" con Petrobras.

La lucha del pueblo de Camiri tiene el gran mérito de levantar una de las grandes banderas de la Agenda de Octubre, desenmascarando tanto la política de colaboración con las transnacionales del gobierno como el entreguismo de las élites autonomistas de Santa Cruz.

La COB, COR-El Alto, FSTMB y demás organizaciones sindicales y populares deben solidarizarse activamente con sus legítimas reivindicaciones y asumir la lucha de Camiri como un gran punto de apoyo para la movilización nacional por una verdadera nacio-nalización de los hidrocarburos, sin pago y bajo control de los trabajadores.